GRUPO GAMMA

Jueves, 16 Febrero 2017 19:41

Tumor de pelvis

Reconstrucción pélvica mediante una combinación de aloinjerto y prótesis

El Dr. Gabriel Martínez Lotti, Jefe del Servicio de Ortopedia y Traumatología de Grupo Gamma, junto con los Dres. Gastón Chiesa Luis Turus y Martín D’Elia nos acercan un caso de un tumor en la pelvis por una metástasis de cáncer de mama.

Los tumores de la pelvis se presentan de forma tardía y pueden ser muy voluminosos en el momento del diagnóstico, lo cual dificulta la cirugía, además de influir de manera negativa en la supervivencia. Las resecciones de la pelvis ósea con márgenes oncológicos casi siempre ocasionan grandes defectos segmentarios en el anillo pélvico, con discontinuidad pélvica. Esto es de especial importancia si las resecciones incluyen el acetábulo, ya que la articulación de la cadera tiene un papel fundamental en la transmisión de la carga, la función de miembro y la movilidad.

Para su reconstrucción, podemos tener las siguientes opciones:

  • Las reconstrucciones biológicas con aloinjerto o autoinjerto óseo.
  • Las reconstrucciones con prótesis de pelvis.
  • Y la asociación de reconstrucción biológica y prótesis, como la combinación de aloinjerto y prótesis.

Material y Métodos

Informamos sobre el caso de una paciente de 63 años de edad, de sexo femenino, con antecedentes de neoplasia mamaria, quien estuvo libre de la enfermedad durante un periodo de 10 años. Comienza clínicamente con dolor intenso al deambular y en la bipedestación. Se le solicita rayos X, visualizándose una lesión lítica expansiva a nivel de la zona I-II de Enneking – Dunham, en la pelvis. Se solicitan múltiples estudios para continuar con el diagnóstico: Centellograma óseo, Tomografía Computada (PET TC), Tomografía Axial Computarizada (TAC) de tórax, abdomen y pelvis, con y sin contraste endovenoso, donde se pudo observar una única lesión a nivel de la zona I-II de la pelvis.

Se decide realizar una punción biopsia bajo TAC, la cual plantea como diagnostico anátomo patológico: carcinoma mamario de origen metastásico. Fue evaluado en ateneo por los servicios de Ortopedia OncológicaOncología AdultosAnatomía PatológicaDiagnóstico por Imágenes y Radioterapia. Se propone una cirugía de rescate.

Se realiza una resección tumoral completa con márgenes amplios y negativos al diagnóstico anátomo patológico, tanto por congelación como en diferido. La cirugía es ejecutada por vía anterior, (iliofemoral), con osteotomías pélvicas para una resección periacetabular pasando, en primer lugar, a través de la rama superior del pubis y la tuberosidad isquiática y en segundo lugar por el ilion. Dentro de la reconstrucción, se prepara el aloinjerto a medida con su posterior fijación en forma ortogonal (a 90°), con tornillos de compresión, más placas de reconstrucción pélvicas de neutralización. Se coloca a nivel acetabular un anillo de reconstrucción acetabular y una artroplastia total de cadera cementada con inserto constreñido.

La paciente tiene un buen posoperatorio, sin dolor, con reposo absoluto por dos semanas, sin ninguna complicación cutánea, ni nerviosa. Se evitó la carga de peso durante 12 semanas, comenzando con rehabilitación mediante hidroterapia, con buenos resultados. En el plazo de 5 meses se observa radiológicamente una pequeña línea lítica sobre el hueso cadavérico en los extremos de la rama isquiática. Se decide hacer una segunda cirugía, realizando una vía posterior tipo Kocher-Langbeck, aportando más hueso estructural junto con otra placa de reconstrucción pélvica. Al día de la fecha, luego de 15 meses de la primera cirugía, la paciente se encuentra sin dolor y libre de enfermedad.

Discusión

Las metástasis óseas solitarias son pocos frecuentes. A menudo, son la presentación de una forma generalizada, por lo que el papel de una resección amplia y reconstrucción en una metástasis única puede ser cuestionable. Se decide realizar esta práctica en esta paciente por ser joven, por haberse presentado libre de enfermedad por el periodo de 10 años, con una metástasis única a nivel pélvico.

Conclusión

La resección oncológica de una lesión metastásica única con su posterior reconstrucción por medio de una aloprótesis mostró muy buenos resultados en un plazo de 15 meses, encontrándose la paciente sin dolor, deambulando y libre de enfermedad.

 

 


Dejanos tu comentario